La belleza, delicadeza, elegancia y la exquisitez son elementos que se encuentran firmemente presentes en el retrato realizado por el afamado pintor Manuel Higueras acompañado de su sello personal como lo es el Hiperrealismo. Así también, a través de la conformación de un increíble y prestigioso equipo con la bailarina María Abashova y el fotógrafo Vadin Stein. Lo cual permitió crear el extraordinario cuadro La Bailarina.

 

La Bailarina María Abashova

Al admirar esta extraordinaria obra artística, nos preguntamos (entre tantas cosas), ¿quién fue la hermosa musa que demostró sus dones en la danza, para hacer realidad esta obra? La respuesta es: María Abashova.

María Abashova, es una reconocida bailarina principal del Eifman Ballet, San Petersburgo. Estudió en el Conservatorio de Ballet St. Pölten, Austria. Esta talentosa bailarina se destacó en el mundo artístico del baile y fue reconocida por un amplio público, por medio de la crítica del papel de Anna, en el ballet Anna Karenina de Boris Eifman.

Así mismo, esta maravillosa bailarina, cuenta con distintos premios que dan honor a su talento, el cual es único y de igual forma, vale la pena admirar y recordar. Esta afamada bailarina, fue protagonista de la magnífica obra a tratar.

Para este proyecto de arte, María, realiza una postura donde se destaca su seguridad y fuerza, sin perder la gracia y la belleza; característica primordial de tal prestigiosa bailarina. Por medio de ella, es posible la creación de un sublime y famoso cuadro de bailarina, plasmado en el lienzo de Manuel Higueras.

 

Fotógrafo Vadim Stein

El prestigioso fotógrafo, capaz de capturar con su lente el increíble trabajo de María, es conocido como Vadim Stein. Sin su magnífica toma fotográfica, no sería posible la realización de este impresionante retrato en lienzo.

Vadim, es un fotógrafo de San Petersburgo, Rusia. Este posee un impresionante trabajo fotográfico, en donde su mayoría, suelen estar representados en blanco y negro. Todas las imágenes de este inminente fotógrafo, son una recreación y manifestación de una realidad originada y creada por el mismo autor.

Este abarca un suave erotismo y, una frágil y sutil sensualidad envuelta en conceptos o elementos fuertes y contundentes. Para un éxtasis más amplio al ver sus capturas, es posible encontrarlo en Art Limited y su página de Facebook. Es interesante destacar que, este sorprendente fotógrafo, se ha especializado en capturar en la fotografía el mundo de la danza; y sus imágenes son realmente espectaculares.

 

Pintor Malagueño Manuel Higueras

Otro participante de éste en magnífico proyecto, del cuadro la Bailarina, es el célebre pintor Manuel Higueras. Distinguido en el mundo artístico por aplicar sus conocimientos del hiperrealismo para crear sus óleos sobre lienzo. Este dio vida al lienzo de una bailarina, creando así, una extraordinaria, hiperreal, hermosa y única obra.

Manuel Higueras es un afamado pintor Malagueño, de formación autodidacta. Cada una de sus obras son notorias y destacadas en el mundo artístico por la implementación del hiperrealismo; el cual, tienen un enfoque intenso en llevar la realidad al lienzo.

Comenzó a pintar a la temprana edad de los seis años, su carrera artística está cargada de gran cantidad de éxitos y premios, que ha conseguido por su amplio y esplendido talento. Las obras de Higuera, se encuentran en las galerías de arte más destacadas de España: Galería de Arte Trino Tortosa, Estados Unidos y Reino Unido. Muchos de sus impecables cuadros, forman parte de colecciones privadas alrededor del mundo.

Este ambicioso proyecto, pensado por unas grandes mentes artísticas, ha dado como resultado una de las mejores obras pictóricas que se pueden apreciar y conocer en la actualidad. Dejando en alto el talento existente en cada uno de los artistas ya antes mencionados.

Tres tops mundiales, del ámbito artístico, y destacados en cada una de sus disciplinas correspondientes, han tenido que intervenir para que esto se haga realidad. El célebre fotógrafo ruso Vadim Stein, la hermosa bailarina principal de ballet de San Petersburgo María Abashova y el increíble pintor malagueño Manuel Higueras, unieron todo su talento mediante este famoso cuadro de bailarina.

Aquellos aficionados y amantes del hiperrealismo, pueden disfrutar enormemente y de manera amplia, esta obra realizada al óleo sobre lienzo, con hermosas técnicas en Hiperrealismo y unas medidas de 160 x 120 cms, en la prestigiosa y grandiosa Galería de Arte Trino Tortosa.

 

¿Qué transmiten los cuadros?

Es posible encontrar magia, belleza, realismo y fuerza en tan asombrosa obra de arte. Es tan sublime, que estos cuadros son en realidad una gran manifestación artística. La cual demuestra un sincero y conmovedor símbolo de respeto y admiración, hacia el arte y la danza, en un mismo sitio.

Tales cuadros, retratan a bailarines llenos de talento puro, mientras bailan libres y hermosos por el espacio, lo que le permite al espectador capturar y observar cuerpos que se encontraban en un movimiento fluido y sublime, un movimiento mostrado con poses únicas, casi imposibles en muchas ocasiones.

Sin embargo, denotan poses sensuales y llenas de pasión, fortaleza, talento y se encuentran rodeadas por la hermosura del cuerpo humano. Todo ello, es dado solo puede expresarse por medio del Hiperrealismo característico del pintor ya antes mencionado.

Estos lienzos transmiten con exactitud y perfección la realidad, anteriormente capturada. Todo el cuadro está repleto de un gran sentimiento estético. Así mismo, nos han permitido experimentar una enorme cantidad de emociones. Estos cuadros famosos de bailarinas, han trascendido por sobre el resto, con su realismo mágico, logrando un legado en el mundo de la danza.

Cabe destacar, que este sorprendente lienzo de Manuel Higueras, denotan una bailarina con rasgos extremadamente reales; allí se muestra la manera como el pintor materializa en sus cuadros artísticos la realidad cercanamente expresiva que capta a través de la fotografía, como ocurre en este caso.

Sus cuadros de bailarina manifiestan la pintura como descripción y muestra de lo real. También permiten al espectador, apreciar esta realidad por medio de sus ojos, en un lienzo cubierto por el óleo, el cual, acompañado por las reconocidas técnicas del autor, generan un efecto mágico ante su sentido.

De la misma forma, sus cuadros famosos son capaces de transmitir sentimientos y sensaciones, y así hay magia, mediante la utilización del color y la forma, se descubren percepciones ocultas de pensamientos y sentimientos, que el artista comunica sólo con sus grandes obras artísticas.